Entre la consolidación de la Alianza del Pacífico y el sin rumbo del Mercosur

00106729271

Los dos bloques de América Latina presentan grandes diferencias en términos de inflación, apertura económica, déficit fiscal y deuda pública

Mientras la Alianza del Pacífico sigue dando pasos firmes hacia un desarrollo sostenido, el Mercosur sigue sin mostrar un rumbo claro. Esta semana, el bloque de países del Pacífico, en la VIII Cumbre del grupo en Cartagena, selló un protocolo a través del cual eliminó los aranceles para el 92% de los productos que comercializan Chile, Colombia, México y Perú, entre sí.

El bloque integrado por los países del Atlántico, en cambio, se desagarran por las constantes trabas comerciales que se aplican unos con otros.

De acuerdo a datos correspondientes a 2012, la Alianza del Pacífico presentó una apertura comercial del 60%, mientras que el Mercosur registró un 30%. Esto responde a las distintas políticas comerciales implementadas por los miembros de ambos bloques.

Chile, Colombia, México y Perú, en apenas dos años de existencia de la Alianza han fomentado la apertura del bloque hacia distintas regiones del mundo. Argentina, Brasil, Venezuela y Uruguay, en cambio, en lugar de haber aplicado políticas para consolidar al Mercosur como un bloque comercial, han realizado maniobras más restrictivas.

Los datos hablan por sí solos. En estos dos años, todos los países del Pacífico sellaron Tratados de Libre Comercio (TLC) con Estados Unidos y la Unión Europea. En esa línea Chile es el que más se ha abierto al mercado al acordar otros Tratados con Australia, Canadá, China, Centroamérica (Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras y Nicaragua), Corea del Sur, Asociación Europea de Libre Comercio (Islandia, Noruega, Suiza y Liechtenstein), Malasia, Panamá, Turquía y Vietnam.

Sumado a los tres ya establecidos con los otros miembros del bloque: México, Perú y Colombia. Una condición estipulada por la Alianza para ser parte de la misma.

Durante estos años, Argentina y Uruguay han mantenido tensas relaciones

El que le sigue es Perú que, además de los mencionados con EEUU y la UE, también cuenta TLC con China, Corea, Singapur y Tailandia.

Los países del Mercosur, en tanto, han entablado acuerdos de libre comercio con Palestina, Israel, Egipto y la Comunidad Andina (Colombia, Bolivia, Ecuador y Perú).

Es decir, los del Atlántico no se han subido al desarrollo y al favorable panorama económico y financiero de países como Australia, Canadá, Estados Unidos, Corea del Sur, entre otros. El Tratado que desde hace años viene reclamando la Unión Europea aún permanece congelado, mientras que China pareciera ser el próximo objetivo del bloque.

Esto se ve reflejado también a la hora de traducir estas tendencias de apertura y de restricción, a los niveles de crecimiento que han alcanzado cada uno de los bloques comerciales de América Latina.

La Alianza, en 2012, registró un crecimiento de su PBI del 5%. El Mercosur, en tanto, apenas alcanzó un 1.4%.

En términos de Deuda Pública y Déficit fiscal también se ha registrado una clara disparidad. Los del Pacífico registraron una deuda del 26.6% y un déficit de 0.4%, mientras que los datos arrojados por los del Atlántico llegan a 54.7 y -3.4%

La inflación, el dolor de cabeza de la economía

En América Latina, economías como la venezolana y la argentina se han visto seriamente golpeadas precisamente por los altos índices de inflación que alcanzaron.

Eso repercute sensiblemente a la hora de buscar un buen desarrollo comercial a nivel regional, si se tiene en cuenta que Venezuela tiene una inflación mayor al 50% y Argentina superior al 25% -según organismos privados, no gubernamentales-.

Precisamente dos países que integran el Mercosur, y que afectaron notablemente al bloque por esos registros. Mientras la Alianza también en 2012 registró una inflación del 3,5%, el Mercosur prácticamente lo quintuplicó al arrojar índices del 15,2%.

Argentina y Venezuela, los países con mayor índices de inflación de la región

“Fomentar la integración regional”

Esa frase la resaltó constantemente el presidente colombiano Juan Manuel Santos el martes pasado en Cartagena, durante la VIII Cumbre de la Alianza del Pacífico. Allí, tanto el mandatario anfitrión como su pares de Chile (Sebastián Piñera), México (Enrique Peña Nieto) y Perú (Ollanta Humala) destacaron el rendimiento de estos países en términos de integración y cooperación a nivel regional.

Por eso, el protocolo firmado en esa ciudad colombiana representa un gran paso para el bloque, ya que prácticamente todos los productos (el 92%) que comercializan entre sí quedarán totalmente libre de aranceles. Mientras que el 8% restante “se irá desgravando paulatinamente”, según Santos.

En este terreno, la realidad del Mercosur es bien diferente. En lugar de brindar mayor facilidad a sus miembros, cada es más complicada la convivencia.

A fines de 2013, el gobierno de Cristina Kirchner lanzó una prohibición para el transbordo de mercaderías argentinas en puertos uruguayos por no tener un acuerdo marítimo con Uruguay. Esta medida adoptada por Argentina inmediatamente le significó a su país vecino una caída del 43,8% en el transbordo en Montevideo, según datos del Centro de Navegación.

Como consecuencia de esto, el gobierno de José Mujica pensó en llevar el caso a la Organización Mundial de Comercio (OMC), al considerar esta actitud argentina como “una agresión directa”.

En septiembre pasado, la Comisión Europea apuntó contra Argentina y Brasil por aplicar demasiadas trabas que afectan directamente al libre comercio. El gobierno de Cristina Kirchner encabeza el ranking en la región, con 231 medidas proteccionistas.

 

http://www.infobae.com/2014/02/16/1544077-entre-la-consolidacion-la-alianza-del-pacifico-y-el-rumbo-del-mercosur

 

También te puede interesar...

0 comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *