Nueva jornada de saqueos en Argentina tras paro de policías provoca ocho muertos

1865200

La ola de violencia, que se desencadenó durante la semana pasada en la provincia de Córdoba, cobró nuevas víctimas durante la jornada de hoy. Mientras, las provincias de Tucumán, Santa Fe y Tierra del Fuego siguen movilizadas.

La ola de violencia y saqueos contra tiendas que se desencadenó hace una semana en Argentina en coincidencia con una huelga de policías por mejoras salariales cobró más víctimas el lunes por la noche, con lo que la lista de fallecidos asciende a ocho. 

Durante la tarde se habló de diez fallecidos, pero esa cifra se corrigió, ya que se constató que dos de los cuatro muertos en Chaco no estaban relacionados con el conflicto.

Al fallecido en Córdoba la semana pasada, se agregan dos (cifra corregida) muertos en Chaco, tres en Tucumán, uno en Jujuy y otro en Entre Ríos, de acuerdo con informaciones publicadas por el dairio argentinoLa Nación.

Las provincias de Entre Ríos, Río Negro, Jujuy, Chaco y Buenos Aires llegaron a un acuerdo con los efectivos policiales, sumándose a Córdoba, La Rioja y Catamarca. Mientras que Tucumán, Santa Fe y Tierra del Fuego persisten movilizadas.

Los hechos graves de violencia comenzaron a mediados de la semana pasada en la capital de la provincia de Córdoba, donde la policía se declaró en huelga y dejó las calles sin protección, facilitando el accionar de bandas de delincuentes.

La huelga de policías y los posteriores saqueos se fueron replicando en distintos puntos del país.

Para el gobierno central, estos saqueos no responden a una necesidad social, sino a móviles delictivos y políticos y apuntó contra los propios policías que están en huelga.

“El modus operandi es prácticamente similar en todos los lugares y a su vez la acción colateral de los saqueos también puede imaginarse como una acción urdida por los grupos de protesta (policial)”, sostuvo el jefe de gabinete de ministros, Jorge Capitanich, en conferencia de prensa en la casa de gobierno.

En Buenos Aires un policía cobra en mano un salario mínimo de 4.200 pesos (unos 300 dólares), un ingreso insuficiente para afrontar los gastos de una familia tipo con una inflación del 25% anual.

“Hay policías que están en la indigencia”, advirtió Salvador Baratta, ex subjefe policial bonaerense y líder del Sindicato de Policías y Penitenciarios (SinPoPe). “Acá los policías somos ciudadanos de segunda”, insistió el policía retirado en referencia a que las fuerzas de seguridad en Argentina no tienen derecho a la sindicalización, pese a lo cual han surgido distintos gremios pero sin personería jurídica.

Los salarios de la policía son costeados por cada provincia, lo cual genera situaciones de disparidad en los montos.

La falta de representación gremial también dificulta las negociaciones ya que policías de una localidad aceptan la propuesta y los de otra la rechazan.

El primer foco de conflicto fue en la provincia de Córdoba, 700 kilómetros al norte de Buenos Aires, y luego se expandió a otros distritos. En coincidencia con la huelga policial, grupos de personas salieron a robar comercios, desde cadenas de supermercados hasta tiendas de otros rubros, con el saldo de un muerto.

“No se puede privar a la ciudadanía del servicio de seguridad pública…Nuestra población necesita la protección, para eso paga impuestos”, dijo en conferencia de prensa el ministro de Justicia, Julio Alak. El funcionario advirtió que “vamos a efectuar denuncias penales” si los policías no deponen su actitud.

El reclamo salarial de los policías se repetía en las provincias de Corrientes, Tucumán y Santa Fe.

 

Fuente

También te puede interesar...

0 comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *