Venezuela es el destino que más visita Correa

Rafael-Correa-Avion-presidencial-e1366579474658-655x396
Santiago Zeas B. Coordinador Lunes 11/11/2013 El presidente Rafael Correa, en promedio, sube al avión una vez al mes para realizar un desplazamiento de carácter internacional. Su reciente periplo por Rusia, Bielorrusia y Francia, que concluyó el fin de semana, se constituye su decimocuarta gira exterior (más de un destino), a la que se suman otros 68 viajes a un solo país. De ahí que el Jefe de Estado haya volado más de 709 000 km en casi siete años de gobierno.
Esa distancia tiene varias equivalencias. Por ejemplo, significa que el presidente Correa ha dado 17,6 vueltas alrededor del mundo. También se puede decir que literalmente ha pasado más de 41 días en el interior de una aeronave, que viaja a una velocidad crucero de 720 km/h (ver infografía adjunta). Esas estadísticas son el resultado del monitoreo de los traslados presidenciales que este Diario realizó a partir de notas informativas sobre los desplazamientos al exterior.
El período analizado va desde el 15 de enero del 2007, cuando se posesionó por primera vez, a noviembre del 2013, sin incluir aquellos viajes a Cuba o Europa, por motivos personales.
Venezuela lidera las visitas
Los países miembros del bloque de la Alternativa Bolivariana para las Américas (Alba), del que Ecuador es parte desde el 2009, son el principal destino internacional del Primer Mandatario.
Un total de 26 ocasiones estuvo en Venezuela, Bolivia, Cuba, Nicaragua y Haití. De esos puntos geográficos, el territorio venezolano fue el que más frecuentó.
Hay varias razones que explican por qué ese país se volviera un punto recurrente de llegada del avión presidencial ecuatoriano.
En primer lugar está la conexión ideológica entre Correa y el desaparecido gobernante venezolano Hugo Chávez, que se tradujo en encuentros presidenciales trimestrales.
Esas reuniones tenían sedes alternadas entre Ecuador y Venezuela, pero fueron afectadas tras el diagnóstico de la enfermedad de Chávez, en el 2011. A esto se suma que el país llanero ha sido el punto de encuentro de cumbres de organismos regionales, como la Alba y la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur).
Sin embargo, las estadísticas también evidencian que a partir de que Nicolás Maduro asumió el poder la presencia del Presidente en ese país ha disminuido. Desde marzo, Correa solo ha visitado una vez más el país bolivariano.
Los datos también determinan que América Latina fue la zona más visitada de los cinco continentes. De ahí que Argentina, Perú y Chile sean otros destinos reiterados en el radar presidencial. Cambios de mando, citas regionales, celebraciones de los bicentenarios de independencia, visitas oficiales motivaron su presencia. Aunque en el caso de Perú, la organización del esquema de gabinetes binacionales en el 2007 también lo condujo a ese país.
En contraste con Venezuela está Colombia. Pese a ser nuestro tercer socio comercial en el continente y tener un vínculo fronterizo, Correa solo lo ha visitado tres veces. La razón: el bombardeo colombiano a Angostura, el 1 de marzo del 2008, que terminó con la ruptura de relaciones diplomáticas con el Gobierno de Bogotá. De hecho, la primera vez que llegó a Colombia, luego de Angostura fue el 7 de agosto del 2010, para la asunción de Juan Manuel Santos.
Esa cita fue clave para la normalización plena de los nexos diplomáticos y abrió dos nuevas visitas. La primera también en 2010, para entregar ayuda a los damnificados por el invierno.
La segunda, para presentar su obra ‘De banana republic a la no república’ en la Feria del Libro de Bogotá, en 2011. Migración, comercio y cooperación en la UE y EE.UU. Los encuentros con comunidades de emigrantes y reuniones para impulsar un acuerdo comercial con la Unión Europea (UE). Esas son dos de las razones centrales por las cuales ese bloque es la segunda zona del orbe que más ha visitado el Presidente.
Un total de 20 veces ha llegado al bloque europeo. De ese número, la mitad de viajes corresponde a España e Italia, los países donde se concentra el mayor número de emigrantes ecuatorianos. Bruselas, el corazón político de la UE donde se adelantan las negociaciones comerciales, es la tercera parada más visitada por Correa. Pese a ser un duro crítico de los gobiernos de Estados Unidos, ese país está en el quinto lugar del ranking de sus desplazamientos. La promoción de la ahora fallida Iniciativa Yasuní-ITT en el marco de la Asamblea de la ONU, así como la visita a centros de estudios para concretar la transferencia de tecnología al Ecuador, fueron los factores para su presencia allí. Según ha dicho el presidente Correa, todos sus desplazamientos han tenido por objetivo posesionar en el concierto nacional las propuestas nacionales, así como lograr beneficios para el país.
Otro avión en camino El 14 de julio del 2008, la Fuerza Aérea Ecuatoriana adquirió en USD 30 millones un jet a la empresa brasileña Embraer, para uso del Presidente.
Tiene una capacidad para 14 pasajeros. Antes de la adquisición de ese aparato, los viajes presidenciales se realizaban en alguno de los Embraer 190 de propiedad de TAME. A mediados de año, Correa anunció que el país requiere de un avión con un mayor alcance, ya que el Legacy 600 no permite realizar viajes transatlánticos.
En octubre, la FAE dijo que está en trámite la compra de un avión de largo alcance. Correa señaló que la idea es que sea de TAME y que el Gobierno lo use en caso de viajes de largos.
Ayer llegó el presidente Correa a Quito, luego de su gira de 15 días por Rusia, Bielorrusia y Francia. Su última parada fue la ciudad francesa de Lyon, en donde se reunió con el burgomaestre, el socialista Gérard Collomb. Hoy está previsto que el Primer Mandatario reasuma sus funciones, al frente del país.

Fuente El Comercio

También te puede interesar...

0 comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *