Dueño de Sudamericana al inicio quería invertir en Ícaro

Dueño de Sudamericana al inicio quería invertir en Ícaro

Cotopaxinoticias.com Latacunga .-La aerolínea Sudamericana inauguró el lunes 27 de enero de 2014 su oficina de venta de boletos en Latacunga, está ubicada frente al colegio Hermano Miguel, en el norte de la urbe. A este evento asistieron autoridades de Cotopaxi, Tungurahua y Chimborazo.

Allí se indicó que es la primera aerolínea domiciliada en Latacunga, de bandera ecuatoriana y de capitales mexicanos (en su mayoría) y ecuatorianos. Su avión llegó hace dos semanas y está a la espera de que la Dirección General de Aviación Civil (DGAC) termine de certificarlo.

Por lo pronto la empresa tiene autorizadas 16 frecuencias para la ruta Latacunga-Guayaquil-Latacunga, que se las repartirá en un promedio de tres vuelos diarios, mañana, tarde y noche. Su deseo es poder iniciar las operaciones el 14 de febrero, Día del Amor y la Amistad, pero todo depende de la DGAC.

Las siguientes rutas serían hacia Coca, Manabí y Esmeraldas, en ese orden. Posteriormente a Cuenca. Aunque también aspiran vuelos internacionales, hasta ahora la DGAC no les ha otorgado ninguna frecuencia.

Su presidente ejecutivo, Manuel Rodríguez, indicó que escogió al Aeropuerto Internacional Cotopaxi porque no tiene aerolíneas que puedan competir y por los subsidios del Estado ecuatoriano. Esto ha hecho que Sudamericana ofrezca pasajes por 66 dólares.

Al conocer de la llegada del avión de Sudamericana a Latacunga, Esteban Saltos difundió en Internet que Darwin Jaramillo es socio de esa empresa, que –según afirma- le llama la atención porque era el liquidador de Ícaro, aerolínea ecuatoriana de propiedad de la familia Saltos.

En una nota publicada en un blog, se señala que Jaramillo no logró salvar a Ícaro y que ahora aparece como socio de Sudamericana. Añade que los inversionistas de Sudamericana querían comprar Ícaro.

Ante esto, Rodríguez reconoció que estaba interesado en Ícaro, pero que se dio cuenta que hubiese sido incorrecto invertir en esa aerolínea, pues afirma que tiene problemas judiciales. Respecto a Jaramillo, dice que él lo asesoró en los trámites en la DGAC y que si quiere acciones en Sudamericana se las dará.

Sobre las afirmaciones del entonces director de la DGAC, Fernando Guerrero, en el sentido de que Sudamericana es una empresa solo de papel, Rodríguez respondió que cuando las empresas empiezan a constituirse, “todas son de papel”.

Fuente http://www.cotopaxinoticias.com/seccion.aspx?sid=11&nid=15014

Contenido relacionado

Liquidación de Ícaro la verdad que no se ha dicho

 

También te puede interesar...

0 comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *